Se evaluó el potencial de las nuevas variedades de trigo harinero para el Bajío

• MasAgro Guanajuato y el INIFAP realizaron ensayos de rendimiento de variedades de trigo.

Por: Ernesto Solís Moya, INIFAP.

Marzo de 2018.

329 n2TrigoBajioPénjamo, Gto.- A través del programa MasAgro Guanajuato y la vinculación que se tiene con el INIFAP, se realizaron varios ensayos para conocer el potencial y evaluar la estabilidad de rendimiento de ciertas líneas experimentales de trigo que se siembran en parcelas de productores del Bajío, algunas variedades se evaluaron en la plataforma de Pénjamo, Guanajuato. Estas pruebas se hacen en ensayos de rendimiento donde se incluyen, además de las variedades nuevas, las principales variedades que se siembran comercialmente en la región, así como líneas avanzadas que han destacado en ensayos dentro del campo experimental.

Durante los ciclos OI 2013-14, 2014-15, 2015-16 y 2016-17 se realizaron en parcelas de productores 14 ensayos de rendimiento donde se evaluaron 36 genotipos, entre ellos las cuatro nuevas variedades liberadas para su siembra en el Bajío: Cisne F2016 (25), Faisán S2016 (15), Ibis M2016 (8) y Elia M2016 (34). Las variedades nuevas se compararon con las variedades sembradas regionalmente: Cortázar S94 (1), Urbina S2007 (2), Maya S2007 (5), Bárcenas S2002 (7), Eneida F94 (9), Alondra F2014 (11), Salamanca S75 (16) y Luminaria F2012 (24). Además, se incluyeron un grupo de líneas que han destacado en los ensayos de rendimiento establecidos en el Campo Experimental Bajío y que pudieran liberarse como variedades nuevas en los próximos años. Tanto las variedades nuevas como los testigos se repitieron en los cuatro años de evaluación, dependiendo de su rendimiento, resistencia a royas y longitud de ciclo; el resto de las líneas se evaluaron de uno a cuatro años. El manejo experimental que se dio a las parcelas, como fechas de siembra, aplicación de insumos y oportunidad de riegos, fue de acuerdo con el manejo particular de cada productor cooperante. También se estimó el rendimiento medio de cada año de los ensayos evaluados. Con los datos de los testigos y de cada una de las variedades, se realizaron análisis de varianza y pruebas de comparación de medias usando la prueba de Tukey con el programa estadístico SAS.

Los mayores y menores rendimientos se obtuvieron en Abasolo ciclo 2016-17 y en Valle de Santiago 2014-15 con 8,589 kg ha-1 y 4,152 kg ha-1, respectivamente. Entre genotipos, el rendimiento más alto fue obtenido por la variedad 31 (Anatoly C2011) en el ciclo OI 2016-17, con 10,832 kg ha-1, y el más bajo por la variedad Eneida F94 en el ciclo 2014-15 en Valle de Santiago, con 1,982 kg ha-1. Los rendimientos más altos y bajos para Ibis M2016 fueron obtenidos en Abasolo 2016-17 y Valle de Santiago 2014-15, con 8,575 y 3,794 kg ha-1; para Faisán S2016, en Abasolo 2016-17 y Pénjamo 2014-15, con 8,346 y 4,279 kg ha-1; para Cisne F2016, en Abasolo 2016-17 y Pénjamo 2014-15, con 9,375 y 4,181 kg ha-1; y para Elia M2016, en Abasolo 2016-17 y Valle de Santiago 2014-15, con 9,956 y 4,252 kg ha-1. En 2017 Abasolo fue la localidad de mayor rendimiento con un promedio de 8,106 kg ha-1, estadísticamente superior (p≤0.05) a las otras 13 localidades. En general, las localidades con mayor rendimiento fueron las sembradas en OI 2016-17 y las de menor rendimiento, las establecidas en OI 2014-15.

Cuadro 1. Comparación entre las localidades donde se evaluaron las nuevas variedades de trigo liberadas en 2016. Localidades con la misma letra no son significativamente diferentes.

329 n2cuadro1

Las variedades Cisne F2016 y Elia M2016 superaron estadísticamente a todas las variedades liberadas antes de 2016 y fueron iguales estadísticamente a las variedades Faisán S2016 e Ibis M2016. Estas últimas, a su vez, superaron numéricamente a Alondra F2014, Bárcenas S2002, Urbina S2007 y Maya S2007, pero fueron iguales estadísticamente. Todo este grupo de variedades fue estadísticamente superior a Cortázar S94 (la variedad más sembrada en el Bajío), Salamanca S75, Luminaria F2012 y Eneida F94 (estas dos últimas susceptibles a roya lineal amarilla).

Cuadro 2. Comparación de medias entre las variedades liberadas en 2016 y las variedades comerciales sembradas en el Bajío. Variedades con la misma letra no son significativamente diferentes.

329 n2cuadro2